Trabajo “escrachó” 38 obras que no cumplen con las medidas de seguridad

Tal como lo había anunciado en junio pasado, el Ministerio de Trabajo de la provincia comenzó finalmente a difundir las direcciones de las obras en construcción que no cumplen con las medidas de salud y seguridad.

Tal como lo había anunciado en junio pasado, el Ministerio de Trabajo de la provincia comenzó finalmente a difundir las direcciones de las obras en construcción que no cumplen con las medidas de salud y seguridad laboral. Así, por poner en riesgo la vida de los trabajadores, fueron suspendidas total o parcialmente. En julio se inspeccionaron 80 emprendimientos en toda la provincia, con una veintena de agentes, y el 60 por ciento presentó irregularidades.

En Rosario, donde hay más de 500 obras en construcción, 38 fueron los inmuebles suspendidos por distintos motivos: riesgo de caída, desmoronamiento, electrocución o el uso de máquinas y herramientas defectuosas (ver aparte).


Sólo 18 de ese total corrigió sus irregularidades. “Hay muy poca celeridad en la adecuación de las normas, es lamentable que se comercialice la seguridad de los trabajadores”, dijo la viceministra del área, Nora Ramírez.

El anuncio de la medida se realizó en el marco de la 20º reunión de la Comisión Tripartita de la Construcción, integrada por empleadores y trabajadores del sector. Y se decidió publicar las direcciones de las empresas con los motivos de suspensión en www.santafe.gov.ar, luego de la muerte de tres obreros durante dos semanas de junio.

“La idea es sensibilizar a la ciudadanía sobre la necesidad de prevención y remarcar lo inaceptable que resulta que la vida y la salud de una persona se pongan en riesgo en su lugar de trabajo”, resaltó Ramírez.

Las denuncias. La funcionaria aclaró que las inspecciones se realizaron por denuncias anónimas recibidas en la línea gratuita 0-800 (ver aparte), a partir de datos aportados por la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (Uocra) o por actuaciones de oficio. “Todas las obras eran particulares y 18 del total de las sancionadas contabilizaban más de una falta. Una sola empresa fue suspendida totalmente, pero hablamos de las inspecciones de julio porque ya en los primeros días de agosto cerramos otra. Llevamos unas 900 actuaciones en lo que va del año, lo que incluye inspecciones y las visitas posteriores para corroborar si se corrigieron las irregularidades”, concluyó Ramírez.

El equipo de inspectores no estuvo conformado sólo por agentes del Ministerio de Trabajo, sino también empleados de otras áreas, entre ellas la Guardia Urbana Municipal (GUM), que recorrieron la obras no sólo durante los días hábiles, sino también los fines de semana.

Los chequeos en terreno y sus correspondientes escraches en la web se realizaron en Rosario y también en otras localidades de la provincia, donde se concretaron 19 suspensiones.

Lo que sigue en pie es sumar al cuerpo de 12 inspectores que tiene Rosario más agentes por concurso.

A fin de mes podrían agregarse 7 para llegar a largo plazo a un total de 30 en 2012, tal como se anunció.

Cae mampostería del Normal 2

La Escuela Normal 2, de Santa Fe entre Balcarce y Moreno, registró anteayer el segundo accidente en tres meses por problemas edilicios. Una mujer sufrió heridas cuando le cayó encima mampostería de las paredes exteriores del edificio. La víctima fue atendida en un sanatorio privado. Si bien se dispuso un cerco perimetral ante la posibilidad de más derrumbes, un hombre en situación de calle dormía detrás del vallado.

La rectora del Normal 2, Adriana Bertolotti, contó que el derrumbe d obligó a trasladar a la víctima con una ambulancia del Sistema Integrado de Emergencia Sanitaria (Sies) al Hospital Italiano. Y explicó que el edificio es de “excelente calidad”, pero comenzó a construirse en 1928 y se terminó en 1931.

“Lo que pasa es que la caída se dio sobre una esquina de enorme tránsito y, por lo tanto, las vibraciones afectan a todo el edificio”, sostuvo la docente. Bertolotti remarcó también que a poco de sucederese el hecho se presentó en la escuela una arquitecta del Ministerio de Educación y que ayer por la mañana se habían iniciado los contactos para realizar los trabajos correspondientes.

El 15 de junio pasado, un obrero murió al caer del techo del gimnasio del colegio mientras limpiaba los desagües.

Fuente: www.lacapital.com.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.