En Rosario siete de cada diez obras tiene irregularidades

La delegación local de la Unión Obreros de la Construcción de la República Argentina (Uocra) se movilizó ayer por la mañana hasta unas torres de departamentos que se están finalizando sobre Rivadavia al 2100. La ruidosa protesta fue para denunciar las condiciones precarias de trabajo y una serie de irregularidades salariales de los 40 obreros que se desempeñan allí. Los dirigentes sindicales advirtieron que los problemas laborales y el riesgo de accidentes “se da en el 70 por ciento de las obras en construcción”.

Unos cien manifestantes se apostaron frente a las estructuras de hormigón. De los edificios, casi finalizados, sobresalían dos bandejas de protección ubicadas en el piso superior e inferior. Sobre la vereda, la fuerte batucada frenó el ritmo habitual y motivó que algunos operarios cesaran sus labores.

Según denunció el dirigente de la Uocra Rosario, Pablo Córdoba, los 40 obreros que allí se desempeñan “no cuentan con instrumentos de higiene y seguridad, ni ropa adecuada o arneses. Están en pésimas condiciones de trabajo, como esclavos”, sentenció.


Según el gremialista, los edificios fueron inspeccionados en varias oportunidades por la Secretaría de Trabajo santafesina. “Pero pagan la multa y siguen igual”, se quejó Córdoba. Una situación que, para la Uocra, se generaliza entre las 4 mil obras en construcción que hay en Rosario. “El 70 por ciento está en pésimas condiciones, por eso se siguen cayendo obreros de las alturas que se matan como moscas”, advirtió el gremialista.

Reunión en la Intendencia. Debido a estas irregularidades denunciadas, Uocra propuso mantener una reunión con las máximas autoridades del Palacio de los Leones para buscar el apoyo municipal a la hora de relevar las condiciones en que se encuentran los trabajadores.

Según Córdoba, las comisiones mixtas en Higiene y Seguridad creadas por el Ministerio de Trabajo santafesino no solucionaron el problema. “Todo pasa por el dinero y en engordarse los bolsillos a costillas de los obreros”.

Muchos de los albañiles que ayer se asomaron a la manifestación indicaron que cobran una porción de sus ingresos en negro. “Espero que ahora no los echen”, advirtieron los sindicalistas de la Uocra.

Fuente: www.lacapital.com.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.