Explosión destruye estación de gasolina en la avenida Casanova

Print Friendly

En horas de la noche de este lunes, cerca de las 10:00 p.m. una explosión se produjo en la estación de servicio Llano Petrol de la avenida Casanova de Caracas destruyendo dos vehículos y una gran parte de las instalaciones. Dos personas resultaron heridas.


Tanto los vehiculos como las instalaciones fueron consumidas por el fuego (Oswer Diaz)

En el momento de la ignición, una gandola surtidora, con 35 mil litros de combustible, estaba operando en el sitio. Afortunadamente no se produjo fuego en el área cercana a la unidad y pudo ser retirada a tiempo.


Mohamad Majzoub, propietario de uno de los vehículos destruidos, un Fiesta Power color plata, indicó que ya había llenado el tanque y cuando procedía a echar aceite, se percató de que la gandola derramaba gasolina que incluso le llegó a los pies.

Él, junto a sus tres acompañantes, lograron salir, pero uno de ellos fue alcanzado por el fuego. El otro vehículo incinerado, un Nissan Sentra que aguardaba para llenar el tanque, era conducido por un joven quien al ver las llamas salió corriendo pero también fue alcanzado.

Ambos heridos fueron atendidos por funcionarios de la Policía de Chacao, quienes los trasladaron al centro Salud Chacao.

Las causas del siniestro son investigadas por el cuerpo de Bomberos del Distrito Capital. De acuerdo con la información suministrada por el teniente coronel de los bomberos, Alfonso Ojeda, fue necesaria la utilización de espuma química para controlar las llamas.

Las islas (surtidores de gasolina) de la estación fueron devoradas por las llamas junto a gran parte de las instalaciones.

Todos los accesos fueron cerrados en la zona. Para controlar la situación, la Casanova estuvo con acceso restringido desde Plaza Venezuela hasta Chacaito.

Unidades de la Guardia Nacional se encargaron de cerrar el paso para evitar daños adicionales a quienes se encuentran cercanos al lugar.

El jefe del área de Operaciones explicó que “se aplicó un sistema de extinción y refrescamiento para evitar la propagación y luego se determinarán las causas de lo ocurrido”.

Aproximadamente 45 funcionarios fueron movilizados para atacar las llamas y evitar que las mismas alcanzaran los tanques subterráneos ubicados en la estación.

Vecinos del sector manifestaron a El Universal que tienen tiempo quejándose por la presencia de dichas instalaciones y piden sean retiradas de la zona.

Fuente: http://internacional.eluniversal.com

Los comentarios están cerrados.